Pirelli dobló las manos

ENTRENAMIENTOS PARA EL GRAN PREMIO DE GRAN BRETAÑA DE FÓRMULA UNO

Londres
Cocktelera

 

Las reclamaciones airadas tuvieron su efecto, Pirelli encargada de proveer los neumáticos de Fórmula 1 tuvo que anunciar que para el próximo Gran Premio sus llantas serán sumamente modificadas para evitar las ponchaduras que se registraron en el GP de Gran Bretaña.

Y es que desde hace varias semanas equipos y pilotos comenzaron poco a poco la voz al ver el pobre rendimiento de los neumático en las carreras pero la gota que derramó el vaso fue los cuatro percances del fin de semana pasado en donde todos fueron ocasionados por las llantas.

Para Nurburgring los neumáticos elegidos son el P Zero blanco medio y el P Zero amarillo blando, una combinación que no se daba desde el GP de China, en abril pasado.

Los dos compuestos llevarán la base de kevlar para las ruedas traseras que ya ha sido probada en los ensayos del viernes en Canadá.

“Estos cambios llegan después de una serie de fallos en el GP de Gran Bretaña que, según ha podido ya averiguar Pirelli, se debieron a una serie de factores como un montaje inadecuado en los neumáticos traseros, una presión baja, curvas extremas y bordillos altos”, explica la marca italiana en su previa de la carrera alemana.

“Aunque la especificación 2013 de los neumáticos Pirelli son completamente seguros cuando se usan correctamente, la compañía prefiere traer los traseros con kevlar a Nurburgring porque es un neumático más manejable”, indicó Pirelli

Comenta

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.




A %d blogueros les gusta esto: