Son más de 200 días sin justicia para Janeth; Elvis sigue libre

Compartir:

Más de 200 días después del ataque del que fue víctima Janeth Francisco López, aún no hay justicia y Elvis Alexis su agresor sigue libre.

Este 22 de octubre cumplió años 30 años y ha recibido el amor de su familia y amigos en este día tan especial, así como el apoyo incondicional en este amargo trance de violencia feminicida en Coatzacoalcos.

Elvis se burla de la ley, las mujeres y Janeth
En Huanacastal, Oaxaca se esconde Elvis

Janeth es la joven que sobrevivió a ser atropellada, golpeada y acuchillada por su esposo con quien se había casado el 20 de febrero. El 14 de marzo luego de una reunión con amigos, algo paso con Elvis Alexis que arremetió contra Janeth, finalmente dejándola al borde de la muerte en un muro de la avenida Independencia donde la atropelló con un automóvil.

En redes sociales varios recordaron el cumpleaños de Janeth, que es muy diferente al del año pasado pues se está recuperando aún de las lesiones que le provocó Elvis, incluso la joven fue recientemente sometida a una nueva intervención quirúrgica para recuperar la movilidad en su pierna izquierda.

De Elvis Alexis no se sabe nada, sigue abierta la carpeta de investigación por intento de feminicidio, en un año violento que ha cobrado la vida de muchas mujeres en Veracruz.

“Todavía no puedo creer que fue él, no lo creo, tuvo que haber pasado algo fuerte, no me cabe todavía. Yo lo consideraba el amor de mi vida, lo conozco desde la prepa, lo traté, era una buena persona, podría asegurar que es una buena persona, algo pasó esa noche que no sé. Quizá que existiera una tercera persona, no sé, pero si fuera así porqué tanta agresión, simplemente se hubiera ido”, dijo Janeth en entrevista en mayo de este año.

La joven de 30 años le pide a Elvis Alexis que se entregue y le diga el motivo por el cual la atacó.

“En realidad no hubo algo, incluso ni yo me lo explico, no había ningún motivo por el que él estuviera enojado, todo esto pasó en el departamento, estábamos en un convivio con nuestros amigos, dos parejas, nosotros y una persona adicional.

Ahí se detonó todo, de la nada él se molesta por algo que todavía no logro entender, cuando se van los chicos él me dice que porqué yo hago planes sin consultarle y yo recuerdo perfectamente que hasta me reí porque él nunca me prohibió nada y recuerdo que me reí y le dije que estaba mal y me acuesto a dormir.

Él toma mi teléfono y empieza a buscar y cuando despierto él seguía con mi teléfono y le digo: bueno qué es lo que buscas o qué quieres encontrar y no me contestó, ya tenía ratísimo con el teléfono, el error que yo sigo pensando es que tomé su teléfono y le dije: si tú revisas el mío, yo reviso el tuyo”, mencionó.

Enrique Burgos/Cocktelera

Síguenos en nuestra página de Facebook
Más noticias aquí
Compartir: